Cómo saber si un suelo es de arcilla.

Cómo saber si un suelo es de arcilla.
Valora este Post

Cómo saber si un suelo es de arcilla.

Saber ti su suelo de jardín es arcilloso o contiene elevados síntomas de que la arcilla está presente en grandes cantidades, es importante a la hora de tomar medidas y enmiendas para solucionar esta situación.

Y es que antes de empezar a plantar nada en tu suelo o tierra de jardín, debes de tomarte tiempo para determinar qué clase de suelo tienes en tu jardín.

En el artículo de hoy vamos a ver que es un suelo de arcilla, conocido comúnmente como suelo pesado y como saber si tu suelo de jardín contiene elevados índices de arcilla.

Cómo saber si su suelo es de arcilla.

Para saber o averiguar si tienes un suelo de arcilla en tu jardín debes comenzar haciendo algunas observaciones.

Una de las cosas más fáciles a tener en cuenta es cómo tu suelo actúa en ambos períodos del año, tanto en periodos húmedos como en periodos secos.

Si has notado que durante varias horas o incluso días, después de las fuertes lluvias tu patio esta todavía húmedo o incluso encharcado e inundado, es posible que tengas un problema con el suelo arcilloso, ya que es patente que la tierra de tu jardín no ha dragado o drenado e incluso absorbido el agua que ha caído.

Por otro lado, si has notado que después de períodos prolongado de tiempo seco, el suelo de tu jardín tiende a agrietarse, esto es otra señal de que el suelo de tu jardín podría tener un alto contenido de arcilla.

Otra cosa a tener en cuenta es qué tipo de malas hierbas están creciendo en tu jardín, ya que las malas hierbas que crecen muy bien en los suelos de arcilla son:

  •     Ranúnculo Creeping.
  •     Achicoria.
  •     Uña de caballo.
  •     Diente de león.
  •     Plátano.
  •     Cardo de Canadá.

Si estas teniendo problemas con estas malas hierbas en tu jardín, es otra señal de que es posible que tengas un suelo arcilloso.

Si sientes que tu patio tiene alguno de estos síntomas y sospechas que tiene un suelo arcilloso, puedes intentar algunas pruebas sencillas.

La prueba más fácil y menos tecnológica es coger un puñado de tierra húmeda, mejor hacerlo un día o dos después de que haya llovido y que se haya penetrado el agua en el suelo, y apretar este puñado de tierra en la mano.

Si el suelo se desmorona cuando abres tu mano, entonces es que tienes un suelo arenoso y la arcilla no es la cuestión.

Por el contrario, si el suelo se mantiene agrupado o junto y después se desmorona, es evidente que tu suelo está en buenas condiciones.

Si se mantiene agrupado y no se desmorona, entonces sí que tienes un suelo arcilloso.

Si aun y con estas no estás seguro de si tienes un suelo arcilloso o no, podrías tomar una muestra de tu suelo y realizarle una prueba en un vivero de tu localidad o incluso comprar kits de pruebas de suelo que suelen estar disponibles en tu tienda habitual de jardinería o centros comerciales e incluso en tiendas especializadas.

De todas formas, si encuentras que su suelo tiene un alto contenido de arcilla, no te tienes que desesperar, con un poco de trabajo y tiempo puedes corregir los suelos arcillosos.

Para ello recurre siempre a profesionales jardineros reputados que tengan experiencia en este tipo de trabajo, de forma que puedas solventar este suceso en la tierra de tu jardín y puedas recuperar la calidad en el suelo.

Teniendo en cuenta que el suelo de tu jardín es parte importante en la salud de tus plantas y cultivos, poder cuidarlo y corregir deficiencias, como en este caso, el alto contenido de arcilla, puede hacer que las ventajas y beneficios sean mucho mayores al trabajo y esfuerzo que tengas que desempeñar para solventar este problema.

Nos gustaría saber lo qué piensas

Deje una respuesta

diecisiete − Once =