Cómo enviar plantas por correo o mensajería.

Cómo enviar plantas por correo o mensajería.
5 (100%) 3 votes

Cómo enviar plantas por correo o mensajería.

El envío de plantas, bien por mensajería o bien por transportes a otras personas puede ser un regalo muy gratificante y una sorpresa mayor para aquellos que disfrutan de la jardinería.

enviar plantas por mensajeria

Compartir el arte de la jardinería es una gran afición en los foros de jardineros y para los coleccionistas de especies específicas.

Sin embargo el envío plantas por correo requiere un cuidadoso embalaje y una preparación precisa de la planta para que llegue a destino en las mejores condiciones posibles y con un aspecto optimo.

El envío de plantas no es una actividad descabellada ni mucho menos y suele ser frecuente, pero la mejor manera es elegir el método más rápido para que tu planta llegue a su destino lo más rápido posible para que no pierda su belleza o propiedades.

Tienes que también asegurarte y verificar que los envíos sean del todo legales a la zona donde vaya a ser destinado y tener previsión de las leyes que estén vigentes tanto en el lugar de envío como en la localidad de partida.

Sabiendo algunas directrices de cómo enviar tus plantas y la mejor manera de hacerlo va a resultar en una experiencia gratificante, tanto para ti, como para la persona receptora en destino.

Directrices para el envío de plantas.

El envío con éxito de plantas a través de mensajería u otros medios, en buena parte depende sobre todo del embalaje que utilices y su cuidadosa forma de empaquetar, así como aclimatar la planta enviada con suficiente agua para el trayecto.

Infórmate de cuantos días suele tardar la entrega para poder suministrar a la planta del agua precisa.

Es más que evidente que esta previsión de agua también ira en función de la época en la que la envíes y del lugar de destino, ya que si la envías en invierno a una zona fría, tendrás que suministrar menos agua que si lo haces en verano a una zona cálida.

Hay cuatro pautas básicas para el envío de plantas.

  1. •    Preparación de la planta.
  2. •    Embalaje de la planta.
  3. •    Etiquetado.
  4. •    Elección de la empresa de envío y el plazo de entrega.

1.- Preparación de la planta para el envío

Si tienes tu planta en la tierra, la preparación comienza con la extracción de la planta del suelo y sacudiendo el exceso de tierra.

Pero no la sacudas en demasía para quitar demasiada tierra, ya que esto ayudará a proporcionar a tu planta los microbios naturales y nativos del suelo y hará que el transporte será mejor y más seguro al garantizar los nutrientes necesarios.

Puedes envolver las raíces con papel húmedo y poner el paquete en una bolsa de plástico.

Si el viaje va a ser largo, puedes añadir unas cucharadas de cristales de polímero al agua para hacer una pasta y aplicar esta a las raíces antes de meterla en la bolsa.

Estabiliza cualquier crecimiento de la planta para evitar la rotura de la misma mediante poner cuidadosamente bandas elásticas o precintos.

Protege las puntas y los tallos de la planta.

2.- Embalaje La Planta.

Elije una caja que sea lo suficientemente resistente para soportar varios golpes en previsión de la manipulación por parte de la agencia de transportes o paquetería.

Incluye dentro de esta caja para el envío de tu planta material de amortiguación extra para recubrir todo aquel espacio que no ocupa la planta en el interior de la caja.

Puedes utilizar a este respecto, papel de periódico, espuma, plástico o material esponjoso, de tal forma que aquello que utilices como relleno sea lo más flexible posible y que sirva como amortiguador contra los posibles golpes.

Refuerza los bordes con cinta de embalaje para que de esta forma resista más a los golpes.

No te olvides de colocar una etiqueta en el interior con el nombre de la planta.

Si vas a enviar estas plantas y las tienes en macetas, usa plástico de burbujas para proteger la maceta y las raíces.

Usa, a modo de collar, un cartón sobre el suelo en el envase y coloca la planta en posición vertical para asegurarte de marcar en la caja: “Posición hacia arriba, no volcar”.

3.- Etiquetado.

Pon una etiqueta visible en el embalaje que diga que contiene, algo así como: “Planta viva y perecedera” para que la agencia de transporte sepa tratarla con delicadeza.

Es muy recomendable que pongas etiquetas advirtiendo de: “Muy Frágil”.

Tienes que asegurarte de que tanto la dirección de envío, como tu dirección están correctamente escritas y visibles, para que en caso de extravió se te pueda notificar.

4.- Elección de la empresa de envío y el plazo de entrega.

Para tomar tu elección en cuanto a la empresa de envío lo mejor es informarte personalmente de cómo hacen este tipo de envío cada una de las empresas a las que te dirijas en busca de información.

La clave está en que tengas suficiente información para que puedas valorar cuál de ellas es la que te da más garantías, es más segura y rápida a la vez que económica.

Si envías con frecuencia este tipo de material, tienes que pensar en que la agencia de transportes tenga un servicio de recogida a domicilio para que puedas mantener tus plantas frescas hasta el mismo momento de su recogida ya que de esta manera ayudaras a que tus plantas viajen mejor y tengan más resistencia.

Se previsor y recuerda que en función del plazo de entrega, puedes hacer tus cálculos para que la planta no tenga que viajar en fin de semana, además hay muchas agencias de transporte que estos días no hacen entregas y por tanto sería un tiempo perdido.

Por ello y para asegurarte de que la planta está el menor tiempo posible en la caja, planea que el envío sea a principios de semana, esto asegurará de que la planta no languidece innecesariamente durante un fin de semana parada en el almacén regulador o de expedición de la agencia de transporte.

También tienes que comprobar la climatología tanto en tu ubicación como en la de destino para así tener previsión de los nutrientes que debes poner y con qué humedad debes mandar tu planta.

El envío o intercambio de plantas a través de agencia de transporte entre los apasionados y aficionados a la jardinería es una manera divertida y económica de conseguir ejemplares únicos y poco corrientes en tu zona, por ello, seguir estos pequeños consejos a la hora del envío de plantas por mensajería o agencia de transportes te va a dar los resultados esperados y tus plantas van a llegar a destino en perfectas condiciones.

Nos gustaría saber lo qué piensas

Leave a reply

9 − 3 =